RECETAS

Bolis gourmet de “pumpkin latte”

Siendo sincera no pensaba publicar en este momento más recetas de bolis gourmet, tenía varias razones que me hacían pensar que no era la mejor temporada, primero porque tengo ya bastantes recetas de bolis publicadas, a eso le añado que tengo dos recetarios digitales publicados cada uno con 50 recetas de bolis y si a eso le agregamos el hecho de que estamos en otoño una temporada fría en gran parte de México; el panorama no era lo mejor para estas recetas.

A pesar de todas las razones que había en mi cabeza en cada video que publicaba en YouTube aparecen un par de comentarios preguntando sobre ¿cuándo habrá nuevas recetas de bolis?

Recientemente publiqué algunas recetas usando puré de calabaza pues es justo la temporada para aprovechar que ya sea en el campo o en el supermercado tenemos calabazas disponibles; fue entonces cuando recibí varios comentarios pidiendo la receta de bolis usando calabaza, así que me puse manos a la obra para conseguir el sabor de la una clásica bebida de estación de otoño que preparan en starbucks, el pumpkin latte.

El resultado fue una maravilla, cremosos como siempre gracias a la leche en polvo, de sabor equilibrado, se perciben las especias sin llegar a ser molestas, el puré y el toque de café, espero que quienes integren este sabor a su repertorio de sabores obtengan el empuje de ventas para la época de frío.

BOLIS DE PUMPKIN LATTE

Ingredientes:

  • 1.5 litros de leche
  • 1.5 latas de leche condensada
  • 1/2 cucharada de vainilla
  • 80 g de leche en polvo (10 cucharadas)
  • 1/2 cucharada de especias para pie de calabaza
  • 1/2 taza de puré de calabaza
  • 1 taza de agua caliente
  • 1 cucharada de café soluble

Preparación

  1. Disuelve el café en el agua caliente y reserva.
  2. Coloca el resto de los ingredientes en una olla a fuego medio incluyendo el café con el agua y mezcla de forma regular para disolver y combinar los ingredientes hasta que la leche quede justo un momento antes de soltar el hervor.
  3. Retira la olla del fuego y deja reposar tu mezcla hasta que quede a temperatura ambiente.
  4. Forma tus bolis colocando un poco de la mezcla en cada bolsita, yo usé bolsas de 8 x 26 cm, se recomienda llenar con alrededor de 200 a 250 ml por bolis.
  5. Lleva al congelador hasta que queden firmes.

Clafoutis de durazno y frambuesas

Debe ser que soy millennial, al menos a eso le atribuyo el hecho de que no veo la televisión convencional, mi contacto con ese aparato se reduce solo a la noche y es para ver series por Netflix; es por ello que no me entero de lo que pasa en los programas más populares, caso específico Master Chef.

Hace unos días en una publicación una seguidora me dejó un comentario pidiendo que hiciera la receta de un “clafoutis” haciendo énfasis al final de su mensaje de que lo había visto en master chef.

Me alegré de inmediato porque es un postre que disfruto, que es fácil, pero no lo había puesto en mi canal porque pensaba que no tendría éxito pues no es muy popular en mi país y finalmente la mayor parte de la gente que me ve es de México.

Básicamente el clafoutis es una tarta francesa, una mezcla entre un flan debido a la cantidad de huevo y leche utilizada pero con una ligera estructura de bizcocho suave gracias a la harina que contiene, se combinan los sabores dulces con los ácidos de las frutas creando una tarta bella, suave, ligera, perfecta para cualquier época del año aunque debo decir que justo en otoño que es cuando la hago la estoy disfrutando más.

Ingredientes:

  • 1 cucharada de mantequilla sin sal
  • 2 cucharadas de azúcar para el molde
  • 1 durazno
  • 2 tazas de frambuesas
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • 1 cucharada de jugo de limón
  • 1 taza de leche
  • 1/2 taza de crema para batir
  • 4 huevos
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 1/2 cucharadita de saborizante de almendra
  • 3/4 de taza de harina
  • 1/4 cucharadita de sal

Procedimiento

  1. Precalienta el horno a 170ºC
  2. Prepara un molde de 24 cm de diámetro con mantequilla sin sal en su interior y enseguida espolvorea 2 cucharadas de azúcar asegurandote de que quede pegada con la mantequilla por todo el molde y reserva.
  3. Rebana el durazno en láminas, ponlas en un recipiente junto con las frambuesas, añade el jugo de limón y la ralladura, mezcla para que todo quede mezclado y reserva.
  4. Coloca en la licuadora el resto de los ingredientes, los huevos, el azúcar, la harina, la vainilla, el saborizante de almendra, la crema, la leche y la sal; licua perfectamente por alrededor de 1 minuto.
  5. Toma el molde que habías reservado y añade la mezcla de frutas asegurandote de que queden bien distribuidas, integra la mezcla que licuaste y lleva al horno precalentado a 170º C por un periodo de 45 a 50 minutos.
  6. Al salir del horno deja reposar para que baje la temperatura, se recomienda consumir tibio, puedes espolvorear con un poco de azúcar glas si lo deseas.